Cuando entras en una pastelería artesanal en Alcobendas, estás dándole la bienvenida a la salud y al bienestar.

La bollería industrial ha convertido a la obesidad en una de las grandes enfermedades de este siglo. En una pastelería artesanal en Alcobendas solo se usan ingredientes naturales que ayudarán a prevenir esta enfermedad sin tener que privarse de un buen dulce. Al ser natural, contiene muchísimas menos calorías que otro tipo de bollería, ya que no aporta a nuestro organismo grasas saturadas, sustancias aditivas, conservantes, etc. Lógicamente, abusar de cualquier tipo de pastel nunca es bueno, pero sí podemos decir que comiendo con moderación este tipo de dulces naturales y artesanales estaremos mucho más sanos que si consumimos bollería industrial.

Los artesanos de pastelería tan solo usan ingredientes como el azúcar, el huevo, la mantequilla, la nata, productos totalmente naturales, que sabemos de dónde proceden y que no han sido creados en un laboratorio. Con la mantequilla se potencia el sabor; con la nata, la jugosidad; el azúcar nos endulza, y el huevo da color a esos dulces que tanto ansiamos sin necesidad de recurrir a aditivos. Además, todos estos ingredientes son fundamentales en una dieta equilibrada y sana.

Además, los pasteles industriales están limitados por los tiempos y las líneas de producción, son forzados a fermentar. En cambio, los dulces tradicionales son elaborados con paciencia y cogen su forma y tamaño de manera natural y a su debido tiempo.

Habiendo leído todo esto expuesto anteriormente, en La Espiga de Oro te daremos una oportunidad única de vivir de manera sana sin tener que prescindir de esos pasteles tradicionales, de toda la vida, como lo eran las magdalenas, los bizcochos, las tartas… Sin duda, la pastelería artesanal tiene muchísimas ventajas sobre la bollería industrial y tu cuerpo agradecerá que le aportes placer sin malas consecuencias para la salud.